Republicanos y demócratas encuentran puntos de acuerdo para regular a gigantes tecnológicos en EEUU

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

En octubre el subcomité antimonopolio del Senado de EEUU hizo públicas las conclusiones de la investigación que realizó durante casi año y medio sobre grandes empresas tecnológicas, y la conclusión fue clara: operan como monopolios. Ahora le corresponde hacer algo al respecto y ya hay un primer paso sustanciado en principios de acuerdo entre republicanos y demócratas sobre los aspectos en los que debería incidir la futura regulación que afecte a esas empresas.

Esa sintonía se sustancia en tres ideas generales surgidas de la primera audiencia del subcomité antimonopolio del Comité sobre el Poder Judicial: interoperabilidad y portabilidad de datos; ausencia de discriminación de plataformas dominantes; y remedios estructurales. La primera de ellas sería la más sencilla de cumplir por parte de Facebook o Google, que ya afrontan una presión similar de cara a futuras regulaciones en Europa al respecto. La segunda es igualmente objeto de atención por parte de la UE y obligaría a los grandes actores a no discriminar a favor de sus propios servicios o productos ante terceros, lo que apunta claramente a Apple y Amazon.

Pero la tercera es la que abre más posibilidades indeseadas para cualquiera de esas compañías, ya que es la que incluye eventuales obligaciones de vender líneas de negocio para fomentar la competencia. Ese es el argumentario que por ejemplo se ha estado oyendo a menudo en torno a Facebook e Instagram, sobre todo en la medida en que la segunda aplicación se ha ido convirtiendo en un espacio muy lucrativo para marcas e influencers. Pero esa posibilidad es la más remota, debido a que los republicanos no ven con buenos ojos operar de ese modo sobre empresas.

Quedan dos audiencias más antes de empezar a trabajar en una propuesta de ley, y la siguiente versa sobre el impacto de los gigantes tecnológicos sobre la industria de los medios. La última girará en torno a cómo modernizar la actual legislación antimonopolio. Este proceso irá avanzando en paralelo a las actuales demandas contra Google (3) y Facebook (2) por prácticas contrarias a la competencia.

La primera de tres audiencias del subcomité antimonopolio del Comité sobre el Poder Judicial del Congreso de EEUU deja entrever sintonía en varias ideas clave.

De momento Apple y Amazon han esquivado causas de ese tipo, aunque la primera se encuentra en plena controversia con Facebook por el refuerzo de privacidad que desplegará en iOS, con acusaciones de comportamiento monopolístico. Por su parte, la segunda está bajo la lupa de la Comisión Federal de Comercio (FTC) y fiscales generales de diferentes estados por cuestiones como la creación de productos propios que compiten contra terceros en base a información obtenida de su rendimiento comercial.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp